Índice

www.galiciasuroeste.info

 

 

Vecinos de A Guarda fallecidos por el “Glorioso Movimiento Nacional”

Por José A. Uris Guisantes

Artigo Nº 1

Franco con el crucifijo delante, leyendo un discurso en las Cortes franquistas

En Galicia triunfó la rebelión militar contra la República desde los primeros momentos, salvo pequeños conatos de defensa como en Lavadores (Vigo) y  en Volta da Moura (entre Guillarei y Porriño).

Seguidamente se presentan a las autoridades rebeldes, falangistas voluntarios con 16 y 17 años, la mayoría para comenzar la represión civil y para formar parte de los combatientes en el frente de guerra, estos últimos concentrados en Pontevedra para alistarse en varios batallones dirigidos por militares de carrera o por alféreces provisionales.

Paralelamente fueron reclutados forzosos, hombres que ya habían cumplido el Servicio Militar Obligatorio. Los más jóvenes, una vez terminada la guerra en 1939, tuvieron que cumplir con el Servicio Militar (por reemplazos), como fue la llamada Quinta del Biberón, compuesta por adolescentes, voluntarios y otros obligados a ir al frente de guerra, sin descontarles los años que habían combatido.  

El escritor, Ellwood escribió “que en el mes de octubre de 1936 había sobre 3.400 voluntarios falangistas en Galicia. El factor que mas influyó en la rebelión militar fue el religioso y el miedo a volver a una revolución, uniéndose todas las fuerzas de la derecha, incluyendo a la mayoría de empresarios, comerciantes, profesionales, religiosos…

Las consecuencias de la sublevación militar contra la República sumó miles de muertes en combate, represión, hambre, enfermedades, epidemias de piojos, chinches y pulgas, en la reducción de la natalidad y en mucho dolor, demasiado dolor y terror. Todo ello marcó profundamente a varias generaciones de españoles y españolas, mientras duró la ditadura del generalísimo Franco. Aún hoy  en el año 2016 existen familias de republicanos que jamás volvieron a hablar de aquellos sucesos.

En el Baixo Miño comenzó la represión una vez cayeron las defensas republicanas en la Volta da Moura al atardecer del 26 de julio de 1936, comenzando la represión y en la madrugada del día siguiente continuó por los demás pueblos de la comarca, llegando a la Villa de A Guarda a las 2,30 del día 27, ampliándose la represión, las detenciones, los registros, las palizas, los asesinatos (paseados), los fusilamientos, las requisas, el rapado de pelo, los escapados, los destierros, las tomas masivas de aceite de ricino, las estorsiones y un largo etc, etc. contra los rojos y sus familias. Paralelamente  - como dije -  la recluta forzosa de todas aquellas personas que podían ir al frente de guerra, más la inclusión de cientos de adolescentes como voluntarios de Falange.

Señalar el hecho de que normalmente no se permitía a las familias de los paseados por la Falange (asesinados) o fusilados por el ejército llevar a cabo un entierro público, poner esquelas y hacerles funerales ¡¡ como les íban hacer funerales a los rojos !!

Había familias que non se atrevieron presentarse a reconocer a sus muertos, por miedo a que la represión se extendiese al resto de la familia… siendo obligadas esas familias a llevar una “caja de muerto de las de  pobre” para que enterrasen a su familiar fusilado o tirado en una cuneta o al borde de un camino del monte. Para mas escarnio la noticia de la muerte era comunicada a la familia con un día de retraso, una vez anotada en el Registro Civil del Ayuntamiento respectivo.

Las autoridades militares, en los primeros meses de la represión, asesinatos o paseos, dieran órdenes estrictas a los médicos forenses y jueces municipales para que figurasen como causas de muerte, …disparo fortuíto, muerto por la fuerza pública, …por fallo cardíaco, …hemorragia interna, …parálisis cardíaca, …traumatismo craneal, …herida de guerra, …hemorragia profusa, etc. En las primeras semanas de la represión debía figurar en los periódicos fueron muertos al ser conducidos por la fuerza pública cuando emprendieron la huída, teniendo que disparar...

Por cierto en el Baixo Miño y A Guarda los rojos, no causaron ni una simple herida a nadie, como histórica y documentalmente está demostrado.

Hasta el alcalde y el Comité de Defensa de la República de La Guardia, requisaron las armas (escopetas), depositándolas en el cuartel de la Guardia Civil de la c/ Colon. Las únicas escopetas que se permitieron fueron las de los vigilantes provisionales  llamados Guardias Cívicos, nombrados para salvaguardar el orden público, situados en las entradas a la Villa, …que nunca dispararon.

Al contrario, me refería uno de los guardias cívicos (desde el 18 al 27 de julio de 1936), Victorino Alonso Vicente, de Ribadavila  (años mas tarde enterrador en el cementerio de Sestas) que estando de guarda en el Cruce de Siete Caminos varios falangistas guardeses - con nombre y apellidos – salieron de entre los miazaless dándole tal susto que… caguei por min…

…El franquismo fue un sistema político desplegado con un paraguas. Afectó a toda la sociedad, hasta tal punto, que modificó totalmente usos y costumbres. El control social fue total, por medio de una red policial, parapolicial y militar[1]

Como también escribí antes, delante de la barbarie y orgía de sangre, llevada a cabo contra los rojos, en los primeros meses de la sublevación militar en A Guarda, el miedo, el terror y la represión impuesta por militares, organizaciones de extrema derecha y fascistas, hizo que muchos trabajadores de pensamiento y hechos republicanos se alistaran en la CONS (Central Obrera Nacional Sindicalista), en la Falange local, o como voluntarios en el frente de guerra, integrados en la Legión o Tercio, en las distintas Banderas de la Falange Gallega y en la División de Voluntarios o División Azul, que combatían codo a codo con el ejército nazi de Hitler contra Rusia a los comunistas. Estos  voluntarios, junto a todos aquelllos mozos reclutados forzosos, no tuvieron mas remedio que pasarse al otro bando o sea al bando del Glorioso Movimiento Nacional, si querían salvar su vida, la que además  algunos de ellos perdieron.

Varios vecinos guardeses, pasados voluntariamente u obligados al Bando Nacional, perdieron –como dije - la vida en los distintos frentes de guerra, unos cuantos figuraron sus nombres en las fachadas de las iglesias como Mártires de la Patria, otros, aún hoy no aparecieron ni sus cuerpos, y otros muchos ya no pudieron hacer nada contra los sublevados porque ya fueran …pasados polas armas…, por los mismos representantes del Glorioso Movimiento Nacional por la Gracia de Dios . Desde niño siempre me pregunté, … ¿que Dios será ese que permitía matar y asesinar en su nombre?.

Por encima su máximo dirigente aclamado como El Caudillo de España  tambn por la Gracia de Dios, se permitía tener a su lado un pedacito de la supuesta reliquia del brazo de Santa Teresa de Jesús (confiscada a unas monjas portuguesas por republicanos y luego confiscada por el Bando Nacional) ¿Cual será la paz y el perdón que debían permitirse todos aquellos que nombraban a Dios? .

Hasta el obispo de Madrid, Leopoldo Eijo Garay manifestaba al Caudillo …nunca e inciensado con tanta satisfacción como ahora lo hago con V.E…[2]

La verdad es que la mayoría de los fallecidos en el frente de guerra no tenían nada que ver con la ideología de la Falange ni mucho menos con las directrices del Ejército Salvador de la Patria, simplemente cuando se alistaron fuera para no ser represaliados porque los obligaran, o porque movilizaran su Quinta.

Unos pocos de esos voluntarios alistados, pasaron de ser unos conspicuos activistas políticos de izquierdas …a furibundos falangistas.., mas sanguinarios que los verdaderos falangistas, los que non dudaron denunciar a sus antiguos compañeiros.

Archivo del Ministerio de Cultura de España

Luego estaban los mozos de 16, 17 y 18 años, alistados como voluntarios en la Falange local, entre ellos mi padre José Uris Pena, alistado en la Bandera Gallega de Falange Española desde el 8 de agosto de 1936, …inflamado por las soflamas falangistas de salvación de la Patria, ingresando en la chusma[3]de la Compañía de Voluntarios de Pontevedra[4].

Esos voluntarios veinte días mas tarde (28/08/1936) estaban combatiendo en el cerco de Oviedo. Una vez terminada la guerra debieron reingresar otra vez en el Ejército Nacional por su Quinta, entre guerra y Quinta mi padre estuvo cuatro años en el ejército salvador… así les premiaron su voluntariado… con eso… volver al ejército… y una medalla por los servicios prestados.

Vecinos de A Guarda fallecidos por el  Glorioso Movimento Nacional

Bandera Gallega de Falange,

Adelante, valientes camisas azules,
salvemos a España del odio y traición,
y en la vanguardia, cara al peligro,
gritos de guerra nuestras canciones son.

El ansia de gloria nos lleva adelante
y vamos haciendo la Revolución,
llevando en alto desplegada la bandera:
Falange Española de las J.O.N.S.

Juventudes de España: Marchemos
al combate, y en santa hermandad,
por asalto tomemos el mundo,
sin temor al fusil ni al puñal.

Nuestra sangre ha regado las tierras
que nosotros hemos de labrar.
Por la España inmortal que nos guía,
adelante a morir o triunfar.

Las Falanges de España han jurado
no tener ni descanso ni paz
hasta ver ondear en los aires
el emblema del yugo y del haz.

Mario González Zaera, Jefe Territorial de Falanxe en Galicia, tenía claro que había obreros alistados en la Falange por convencimiento (los mas listos), otros para tratar de salvarse (no tenían mas remedio) y otros tantos por miedo.

Enrique Lamas González, guardés, voluntario falangista convencido, me atrevería a decir, bien adoctrinado, por el sacerdote y capellán de la Falange local, don Cándido Rodríguez Vicente, falleció a consecuencia de una herida de bala en el bajo vientre, …en el frente de guerra del Ebro…el 15 de enero de 1939[5] en la zona de Cervera (Lleida) con el grado de Tte. de Infantería de Complemento (Regimiento de Burgos  Nº 31). Cuando se alistó en la Falange estaba a punto de terminar la carrera de medicina. Estaba muy bien relacionado con los republicanos guardeses y hasta fue padrino de varios hijos del republicano Francisco Lloret Gándara, dueño de la Pensión-Bar Argentino en la c/ Calvario nº 1, fusilado el 9 de diciembre de 1936 en la Alameda de Tui, simplemente por ser republicano, pues no había hecho daño a nadie. Además de ser fusilado le fueron  confiscados sus bienes, teniendo que pagar su viuda de su bolsillo la caja de muertos “caja de madera de pobre”, a fiado, porque no le quedara una peseta en la casa.

Hasta esa, Enrique Lamas recibía de la Fundación Troncoso González[6] 2.000 pesetas anuales para ayuda de sus estudios, dinero entregado a su protector don Cándido Rodríguez Vicente .

Sobre el sacerdote don Cándido, Juan Noya escribe en el libro de su autoría Fuxidos[7] […] presumía co seu capote onde sobresaían o xugo e as frechas, e que dende o balcón do Concello pediu o exterminio dos simpatizantes do réxime derrocado…  alguno de ellos como Francisco Lloret al que tenía como amigo y en cuyo bar comía gratis…

…era el 27 de julio de 1936, día de la ocupación de la  Villa de A Guarda por las tropas del Glorioso Ejército Español-Salvador de la Patria, seguidas de un montón de falangistas del Baixo Miño y de A Guarda (entre ellos mi padre), después de que los militares superaran las defensas montadas por los republicanos en Volta da Moura (Guillarei).

La defensa comenzara el dia 25, resistiendo un día el empuje de las tropas y falangistas llegadas de Vigo al mando del capitán Antonio Carreró Vergés; de Pontevedra al mando de los capitanes, CasalEduardo Rodríguez González, y finalmente con la llegada de mas tropas de Ourense al mando del comandante José de Ceano Vivas Sabau[8]. Las defensas caen en la tarde del 26.

Enrique Lamas González, era nieto de Ana López Mc. Coard  “Doña Anita”, natural de San Juan de Puerto Rico y de Antonio David González Sobrino, natural de A Guarda, tuveron tres hijas y un hijo, la mayor, Angela González López – Mac Coard, sería  “presuntamente” asesinada por su novio, esposo, o compañeiro con el que se escapara para Madrid; otra hija falleció de  tuberculosis y la a tercera era deficiente psíquica.

El hijo, Higinio González López - Mac Coard, emigró a San Juan de Puerto Rico y luego a la R. Dominicana (Santo Domingo de Guzmán) donde llegara en 1920, falleciendo de mozo. Mas adelante seguiré escribiendo sobre Enrique Lamas González.

Como dato histórico relacionado con A Guarda, refiero unas tristes pinceladas de lo desgraciada que fue la sublevación militar contra la IIª República, que trajo el luto para tantas familias republicanos y para los que voluntaria u obligatoriamente debieron incorporarse a filas en el Bando Nacional. Mi máximo respeto para todos ellos, ningún bien nacido debe desear la muerte de sus vecinos, piensen lo que piensen. Descansen en paz, tanto los republicanos, cuanto los que por cualquier razón estuvieron en el lado contrario, cumpliéndose, cuando uno muere, la máxima de …nacemos solos y morimos solos…

Nunca sabremos con exactitud cuantas persoas fueron paseadas de noche, o de madrugada en toda España por miembros de Falange y de militares… en los primeros meses de la rebelión militar, sobre de todo de militares, los grandes responsables de esas muertes. Se de los que pasearon y ejecutaron en el Baixo Miño, en la provincia, y en otros lugares de Galicia. No tengo muchos más datos sobre otros paisanos nuestros desaparecidos en combate que figuran en las fachadas de las iglesias… solamente lo que logré visitando archivos…

[] La Falange Española, inflamada de amor, firme en su fe, conquistará España para España, al son de la música militar[9]… […] Si fuera preciso, se talarían todos los bosques de Galicia, para arbolar los barcos del Imperio[10].

Mozos y adolescentes de 16 a 17 años se alistaron en la Falange local y a mediados de agosto de 1936 se presentaron voluntarios para acudir al frente de guerra en Asturias para luchar en primera línea. Chusma, les decían los soldados republicanos. Como es sabido los republicanos del frente de Asturias apodaron a los voluntarios gallegos como los mariscos. La actuación de esos voluntarios en la retaguardia fue nula, es más, no tuvieron tiempo porque en menos de dos semanas fueron reclutados y enviados al frente de guerra en Asturias y luego a otros frentes de guerra hasta la finalización de la guerra. La mayoría debieron volver al ejército por su Quinta. En total muchos mozos falangistas voluntarios estuvieron hasta 1941 en el Glorioso Ejército Nacional.

 

Los voluntarios guardeses fueron encuadrados en la Bandera Legionaria Gallega de Juan  Barja de Quiroga, que salió el 28 de agosto 1936 de A Coruña para el frente de guerra de Asturias. Mas tarde subsumida en el Cuerpo de Ejército de Galicia al mando del general Antonio Aranda Mata (1888-1979), combatiendo en el frente de Teruel y otros lugares hasta terminar la guerra en abril de 1939.

Falangistas, militares y requetés levantando el escudo del Bando Nacional. Se calcula que en octubre de 1936 habría alrededor de 37.000 voluntarios de Falange, entre la retaguardia y frente de guerra. En 1937 ya había cerca de 80.000 en el frente de guerra, operando en la retaguardia de pueblos y ciudades otros 50.000 voluntarios.

[…] Falangista soy,

Falangista hasta morir o vencer

y por eso estoy

al servicio de España con placer…

Pero sé que si me matan,

de la tierra en que yo muera,

se alzará como una espiga roja y negra,

de la pólvora y la sangre, mi bandera.

Discrepo de lo que algunos guardeses escribieron sobre que la derecha guardesa  era afín  a la C.E.D.A.[11], partido fundado por don D. José Mª Gil Robles.

La derechaa guardesa estaba totalmente integrada en la Unión Regional de Derechas Autónomas de La Guardia (U.R.D.), Sección Masculina y Sección Femenina, partido político español de ámbito gallego fundado en 1932 por Felipe Gil Casares. En los primeros tiempos con personas moderadas, pero luego la vorágine de la guerra incivil superó a todos.

En este edificio que fue propiedad de la familia Moreno Álvarez, hoy remodelado estuvo la sede de la Unión Regional de Derechas, Organización de La Guardia. El salón de actos era donde hoy está la Joyería Alonso, mientras que las oficinas estaban en el primer piso. Años mas tarde en ese lugar instalarían la centralita de Telefónica Nacional de España.

D.Julián López García[12] fue el primer presidente de la Comisión Gestora de la Unión Regional de Derechas Autónomas de La Guardia.

En escrito del 11 de junio de 1932 con Registro de salida nº 1, comunica al Alcalde […] …que la Unión quedará legalmente constituída el 13 del corriente, en su domicilio social nº 8 de la c/ José Manuel Andreini, donde tendrán lugar reuniones semanales…

Mas tarde sería Francisco Antonio Moreno ÁlvarezPaco Moreno” el sucesor, además de ser el primer alcalde del Glorioso Movimiento Nacional de A Guarda, dimitió a las pocas semanas, asustado de las desgracias humanas que se estaban perpetrando en su pueblo y contra sus propios paisanos con los que tenía lazos de amistad y profesionales como armador. Oficialmente figura que “fué cesado”, pero la verdad es que dimitió.

 

Firma de Paco Moreno.

La Unión Regional de Derechas Autónomas (U.R.D.A.) de La Guardia, presentara los Estatutos en  el Gobierno Civil el 27/05/1932. Se fundó oficialmente el 13/06/1932. Cuando presentaron los Estatutos, fueron acompañados junto a los Estatutos de la Unión Regional de Derechas Autónomas, Sección Femenina de La Guardia, constituída oficialmente el 13/07/1932, debo añadir que de hecho ya funcionaba en abril de 1932.                                    

27 de abril  de 1932. […] …Carmen Signo Neda de Lomba[13] como presidenta de la Unión Regional de Derechas Femenina, comunica al Sr. Alcalde de La Guardia que el Sr. Gobernador Civil aprobó  el Reglamento de la Unión Regional de Derechas por todo lo cual solicita permiso (RS nº 1) para convocar una reunión a celebrar el día 29 del presente mes.

Manuel Lomba Peña, último alcalde monárquico-consevador  guardés. Fotografía del archivo de Antonio Martínez Vicente

Manuel Lomba Peña, monárquico de la derecha mas conservadora guardesa, provenía de una familia humilde del Barrio de la Marina,  lugar de O Terrado[14], hoy Plaza de José Mª Lomba Peña, en honor de su hermano, del cual no dí encontrado cuales fueron sus méritos para dedicarle una plaza. 

Manuel Lomba Peña (1861-1933), fue - como dije -  el último alcalde monárquico de A Guarda[15], primer presidente de la Sociedad Pro Monte Santa Tecla, propietario. Emigrante en Puerto Rico, recaudador de contribuciones del Estado en A Guarda, Oia y O Rosal, varios anos viviendo y negociando en Madrid, dedicado al bien en su pueblo con misas, comuniones, procesiones, bendiciones, rosarios, rogativas, vía crucis, San Vicente de Paul, Hijas de María, Corazón de Jesús, isopazos e incienso, mucho incienso…

Se me olvidaba que antes de emigrar a Puerto Rico fue socio en una fábrica de embutidos sita dentro del fuerte de Santa Cruz en sociedad con su cuñado Juan Antonio Lomba Álvarez, casado con Dolores Lomba Peña. La firma era “Loma Lomba” en la que quedaría como único dueño Juan Antonio.

Debido a la labor de Manuel Lomba dentro de la Pro Monte, esta sociedad aprobó la construcción de un monolito en el Trega en su honor. Insisto en que la iglesia local, tenía el poder absoluto sobre la sociedad guardesa, sumergida en un atraso secular por deseo de los propios sacerdotes y de los caciques, a los que jamás les interesó que la clase obrera pudiese llegar a ser instruída, culta y aceptar sus reivindicaciones de mejores salarios, derecho a la huelga, vacaciones. ocho horas de trabajo y protección en el trabajo…

Mucho menos que se agrupasen en sindicatos obreros (Sociedad de Oficios y Profesiones Varias de La Guardia-1901; Oficios y Profesiones varias de La Guardia-1919 y Federación Obrera de La Guardia y su Distrito-1931-1936) o marineros, (Auxilio Marítimo de La Guardia-1905-1915; Sindicato Alianza Marítima Guardesa de Pescadores-1920, Pósito de Pescadores-1922); Sindicato Nueva Marina-1932).

Sociedades culturales obreras (Centro de Artesanos de La Guardia-1894; Ateneo de Divulgación Social de La Guardia-1932-1936; Club de Artesanos de La Guardia-1920-1936) , entre otros. Todo ello con el silencio conformista de la mayoría de los habitantes que tenían miedo a ser castigados por los que mandaban o perder sus trabajos en fábricas, barcos, empresas construcción etc, etc.

La prueba está en que en Galicia la clase obrera, pequeños comerciantes y pequeños industriales llamados proletarios que estaban mas instruídos fueron paseados-asasinados - fusilados, metidos en prisión, enviados al frente de guerra o a Batallones Disciplinarios, y vigilados algunos durante años cuando estaban en prisión atenuada en sus domicilios. Muchos maestros fueron represaliados o fusilados, salvo los que se alistaron en Falange o habían conspirado contra la República. Aquello de que el saber no ocupa lugar… a partir del 18 de julio de 1936, solamente se aplicaba a los que estaban con el régimen.

Recordemos la Instrución Reservada  Nº 1 del general Emilio Mola Vidal (Cuba 1887-Alcocero de Mora 1937), cerebro oficial de la conjura militar que fue distribuída a los militares afínes que se íban a sublevar…

[…] se tendrá en cuenta que la acción ha de ser en extremo violenta para reducir lo antes posible al enemigo, que es fuerte y bien organizado. Desde luego, serán encarcelados todos los directivos de los partidos políticos, sociedades o sindicatos no afectos al movimiento, aplicándoles castigos ejemplares a dichos individuos para estrangular los movimientos de rebeldía o huelgas(25/maio/1936).

[…] hay que sembrar el terrorhay que dejar la sensación de dominio eliminando sin escrúpulos ni vacilación a todos los que no piensen como nosotros(declaración do 19/07/1936)

El 16/12/1932 era Secretario de la Unión Regional de Derechas - Sección Masculina, Francisco A. Moreno Álvarez y el que el 27/07/1936 sería el primer Alcalde del Glorioso Movimiento Nacional en A Guarda.

 

Monolito erigido por la Sociedad Pro Monte en el Trega en memoria de Manuel Lomba Peña. Fotografía de José A. Uris Guisantes en 1983, co motivo del Día das Letras Galegas, organizado por la Agrupación Cultural Guardesa (A.C.G.).

(Ir a artículo 3)

José A. Uris Guisantes

______________

[1] Fuente: Iñaki Egaña.

[2] La Iglesia de Franco de Julián Casanova.

[3] Voluntarios para dar golpes de mano en cerco de Oviedo. Y en los demás  frentes de guerra.

[4] Bandera de F.E.T. y de las J.O.N.S. de Pontevedra-75 División.

[5] No figura en el Registro Civil de A  Guarda su fallecimiento. 

[6] Dilapidada por sus propios albaceas, miembros significados del Glorioso Movimiento.

[7] Fuxidos de Editorial Xerais. Edición 1996.

[8] En el BOE nº 157 del 4/12/1938 fue  nombrado Gobernador Militar de Asturias , siendo Tte. Coronel de Infantería.

[9] Cita de José Antonio Primo de Rivera.

[10] Cita de Ramón Serrano Suñer, cuñado de Franco.

[11] Confederación Española de Derechas Autónomas,  en la que se integrara también  Acción Popular fundado por el  cardenal Ángel Herrera Oria.
 

[12] A Guarda (1860-1938), Vista de Aduanas, Boticario, escritor, presidente de la Sociedad  Pro Monte.

[13] Carmen Signo Neda hija de  Francisco Esteban Signo Pacheco.

[14] Antes Plaza del Almirante Topete.

[15] Después de la dimisión del Dictador  general Miguel Primo de Rivera y Orbaneja