www.galiciasuroeste.info

Barrio Alto

da Pasaxe (1877)

por José Antonio Uris Guisantes

 

Sempre me chamou  a atención esa inscrición en pedra no barrio da Pasaxe, polo que sentei interese do porqué este cidadán puxera  que fora el o fundador dese barrio alto.

Non quero entrar na fundación do barrio da Pasaxe porque levaría páxinas e mais páxinas da historia da Pasaxe, Pasage ou Pasaje de Camposancos, historia que está intimamente ligada á vila da Guarda.

Estamos preparando unha reportaxe para  http//www.galiciasuroeste.info/ sobre don Constantino Candeira González NO QUE LEVO UNS CATRO ANOS.

Pero sigamos co Barrio Alto del Pasaje.

Sabemos que Manuel Espino tiña un segundo apelido Vázquez, que era comerciante en viños e que o establecemento estaba no Curuto (ou Coruto, censado na parroquia de San Lourenzo de Salcidos. 

Como era un dos grandes contribuyentes del Municipio, foi nomeado e algunhas das veces elixido concelleiro (concejal) dende novembro de 1850 a 1854 e 1856, de 1863 a 1871, pasando por ser testemuña directa da Revolución “La Gloriosa” de Cádiz.

Gran amigo do Alcalde don Domingo Antonio Español López, avogado, terratenente, comerciante e gran preiteante. Domingo Español foi o Alcalde máis mozo da historia da Guarda ata agora e Manuel Espino case que sempre estivo ao seu lado como concelleiro e Alcalde ou nalgunhas ocasións os dous de concelleiros.

Por certo Domingo Español era o dono de tódalas instalacións que logo ocupou o Colexio dos PP. Xesuítas na Pasaxe. 

Demostra o seu apego incondicional a Domingo Español moitas veces ao longo da etapa como concelleiro, posiblemente por ter negocios conxuntos.

Pois ben a raíz dun preito interposto por dona Josefa Rodríguez Taboada dona dun molino harinero que estaba pola parte de abaixo da Fonte da Ribeira e que cando se arranxara a fonte en 1854 cortáronlle a auga de raíz. O muíño fariñeiro debía estar – máis ou menos – no meo da estrada do Porto ou na mesma estrada de cara á rúa da Roda. Como os cartos que dona Josefa Rodríguez Taboada reclamaba ao concello como indemnización non aparecían o preito segue ata que na Sesión do 3 de  xullo de 1864, presidida polo Alcalde don Juan Antonio Fernández Lasiote tratan, entre outros asuntos do tema:

YNDEMNIZACIÓNES. FUENTE DE LA RIVERA. YNFORME.- Dióse cuenta del emitido por la Comisión en la solicitud de don Manuel Español y su señora viúda doña Josefa Rodríguez Taboada, reclamando la indemnización correspondiente por el perjuicio causado á su molino harinero, sito en el punto de la Rivera de esta Villa, con motivo de habérsele privado del agua que corría de la fuente pública, allí existente, al repararse aquella en 1854, y de la cual tenía posesión inmemorial.

El Ayuntamiento quedó enterado, conformándose con el dictamen de la Comisión que niega este derecho á doña Josefa Taboada, los concejales don Juan Pérez, don Nicolás Alvarez y don Juan Portela Herrero.

 

El Sr. 2º Tte. Alcalde don Domingo Antonio Español López espuso (sic): que considera el informe de la Comisión como una estralimitación (sic) de las atribuciones  del Ayuntamiento, y que contiene además inexactitudes que en la Sesión inmediata ratificará por medio de un voto particular. Disienten también del dictamen de la Comisión los Sres. Presidente Lasiote y el concejal Manuel Espino Vázquez, ofreciendo presentar su voto particular en la sesión inmediata

El Concejal don Manuel Espino Vazquez que en la Sesión de 12 de Junio (1864) ofreció también presentar su voto particular, manifiesta que habiéndose establecido en el país, mucho después del año 1835, no tiene conocimiento de hechos anteriores á aquel: que después de venir al país, sabe que se hizo la obra de la fuente de la Rivera; y que siendo ciertos los hechos que se consignan en el voto particular del Sr. Alcalde, y si el molino tenía derecho al agua, es muy justa la indemnización que se realice.

Polo tanto xa sabemos tamén que Manuel Espino comerciante, con almacén de  vinos no Curuto que se auto proclamou como fundador do Barrio Alto da Pasaxe non era natural da Guarda.  

30 maio 1867. Sesión Ordinaria presidida por el Alcalde don Ramón López Portela.

Sinatura de Manuel Espino

   

POLICÍA URBANA. Construcciones de edificios...  se aprobó otro plano presentado por don Manuel Espino Vázquez, de la parroquia de Salcidos, para la construcción de una casa en el punto del Coruto, donde hoy ecsiste (sic) la de su habitación,contigua al camino vecinal que conduce á Tuy, y señalada con el nº 8, á condicción

 de sujetarse en la altura de las puertas y línea á la de los planos que ecsisten en la Casa Municipal, y que ha dellevar tres balcones, uno en el medio que comprenda las dos luces, debiendo ser el ancho del mismo de dos cuartas y media castellanas; y dos á los costados que comprenda cada uno su respectiva luz, y el ancho de ellos no escederá de 40 cm, además de observar las reglas de policía y ornato que vigilará en caso necesario la Comisión respectiva.

O máximo poder político tívoo cando sendo concelleiro, na Sesión Ordinaria do 24 de xaneiro de 1969, foi nomeado membro da Comisión Municipal de Policía Urbana y Rural, membro da Comisión de Ynstrucción Pública e membro da Comisión de Pesos y Medidas.

A cuestión é que a Corporación informada da inscrición que fixo Manuel Espino en setembro de 1877 na parede dunha vivenda da súa propiedade cabréase é na Sesión Ordinaria do 4 de novembro de 1877, presidida polo Alcalde  don Juan Troncoso Portela.

A Comisión de Policía Urbana (Equivalente a Concellería de Urbanismo hoxe) emite o un Informe:

POLICIA URBANA. Ynformado el Ayuntamiento de que don Manuel Espino Vázquez de la parroquia de Salcidos, abusando de su derecho y abrogándose atribuciones de la competencia exclusiva del Ayuntamiento, colocó en su casa del Pasaje de Camposancos un rótulo con el nombre de “Barrio Alto” y otras palabras, el Ayuntamiento Acuerda se haga saber al Sr. Espino haga desaparecer desde luego el rótulo que ha colocado por mero capricho y que no cumpliendo á los cuatro días de la insinuación se procederá á ejecutarlo por su cuenta.

Non atopei documentos que poidan acreditar que Manuel Espino Vázquez levase a cabo o ordenado polo Concello, soamente sei que dende fai anos está a inscrición na parede da casa que está preto do Bar El Pasaje.

O que si está claro en toda a documentación que pasou polas miñas mans é o feito de que o barrio da Pasaxe, alto ou baixo, levaba moitos anos “funcionando”, polo menos bastantes anos antes de que chegara a Salcidos Manuel Espino.

D. MANUEL ESPINO VÁZQUEZ tamén era o concesionario ou rematante da extracción de ALGAS ou “estiércol del mar”. Por iso protesta. Diante da decisión do Bispo da Dioceses de Tui para dar permiso aos veciños para a extracción de ALGA ou “ESTIERCOL DE MAR”.

Naturalmente a igrexa concede esta licencia (eximindo do PECADO de ter que traballar en domingo e festivos) cobrando un canon.....

Pero como don Manuel Espino era un dos concesionarios para dar permisos e cobrar un canon para extraer ALGA nos lugares de Fedorento, Area Grande e Agudela, protesta formalmente, vexamos.... 

3 maio 1863. Sesión de la Corporación presidida por el 1er. Tte. Alcalde don Roque Manuel Trigo.

COMUNICACIÓN DEL SR. GOBERNADOR DE LA PROVINCIA.- De fecha 24 de Abril último nº 475 y en que se inserta la de 23 de Marzo anterior previniendo se respete la Resolución del Prelado de la Diócesis, concediendo licencia para recoger el ALGA de la mar en los días festivos, como otorgado en uso de sus facultades espirituales: Que está en las facultades del Ayuntamiento el regularizar este aprovechamiento común: Que se Declara sin efecto el Acuerdo del Ayuntamiento de 6 de Noviembre último (1), por no haber sido á pluralidad absoluta de votos, y que se someta nuevamente este asunto á deliberación del Municipio.

Enterada de todo la Corporación Acuerda Consignar que hasta ahora había ignorado que el Excmo. Sr. Obispo de la Diócesis tuviese concedido licencia o dispensa para recoger el ALGA en los días de precepto, y que está dispuesto á respetar sus facultades espirituales dentro de la esfera espiritual:

Que creía que el Acuerdo de 6 de Noviembre último estaba dentro de la Ley, porque constando el Ayuntamiento en el anterior bienio por haber sido elegido don Joaquin Angel por los Colegio del Distrito, de quince Concejales, de los cuales estaban ausentes varios, se reunieron OCHO en aquella sesión y CINCO de ellos que le votaron formaron la mayoría absoluta.

No obstante obedeciendo como debe la superior Resolución del Sr. Gobernador, teniendo en cuenta la facultad espiritual de S.E. em Diocesano, y su dispensa para trabajar en los dias de precepto, la necesidad de evitar querellas entre vecinos, y las desgraciadas muertes que casi todos los años suman en la estracción del ALGA por las horas intempestivas en que á veces se hace, así como el fomento de la Agricultura y el bienestar de imnumerables familias pobres que viven de aquella industria, DELIBERA lo siguiente:

Artículo primero.- Todos los vecinos del Distrito pueden dedicarse libremente á recoger el ALGA ó YERBA que la mar arroja en cualquier día del año, sea ó no de precepto, esto es, aunque fuére domingo ó fiesta de guardar, desde que el sol sale hasta que se pone.

Artículo segundo.- El orden que ha de observarse para tenderlas en los secaderos, será el de la antigüedad de su estracción por cuanto tanta mayor será la  facilidad de su corrupción, cuanta mayor sea aquella.

Artículo tercero.- Cada uno de los contraventores queda incurso en la multa de dos ducados, fijados en los sitios de costumbre, y se participará al Sr. Gobernador de la provincia por medio de copia certificada.

Los Sres. don Roque Manuel Trigo, Presidente; don Domingo Español López, segundo Tte. Alcalde y el Concejal don Manuel Espino Vazquez, disienten de la opinión de la mayoría,

                 MANIFESTANDO que enterados de la comunicación del Sr. Gobernador de la provincia, relativa que se respete y haga respetar la concesión hecha  por el Excmo. e Ilmo. Sr. Obispo de esta Diócesis, dispensando el trabajo en los días festivos para él aprovechamiento del ALGA del mar así como del Acuerdo del Ayuntamiento, fecha 6 de Noviembre último; por el que se prohibió el uso de aquella concesión á los llamados arrendatarios, y de la Disposición posterior que contrariando este acuerdo hizo estensivo el privilegio á todos los vecinos del Distrito, creen de su deber hacer presente á la Municipalidad que en su opinión carece ésta Corporación de atribuciones para formar acuerdo sobre este asunto debiendo considerarse el anterior, fecha 6 de Noviembre NULO, en el concepto legal, injusto en el fondo, e inconveniente en el modo de ejecutarlo, por las razones que tendrán el honor de esponer.-

El art. 80 de la Ley Municipal en que se apoyó el Acuerdo del Ayuntamiento díce que es atribución de las Municipalidades el arreglar por medio de acuerdos en disfrute de aguas, pastos y demás aprovechamientos comunes, donde no hubiese un Régimen establecido anteriormente.

Examinemos si tiene aplicación este artículo al caso presente, y se desvanecerá cualquiera duda.-

El adjetivo común espresa en su rigurosa significación lo que es de todos, pero en la Ley Municipal, se refiere esclusivamente a lo que es propiedad de todos los vecinos del Distrito, en cuyo concepto y por el carácter de administradores de los pueblos que tienen en los Ayuntamientos, es de su atribución nombrar depositario de los fondos del común empleados pagados de los mismos, y el arreglo de cualquier aprovechamiento propio del Municipio á que todos los vecinos tengan derecho.

 Comunes son los baldíos, común es la mar, lo son los ríos, carreteras y otros objetos; y sin embargo jamás tuvieron intervención las Municipalidades ni para disponer de los baldíos, ni de la pesca ni de las derivaciones de los ríos, ni de las carreteras.

 Todos estos objetos tienen sus respectivas y diferentes administraciones. El ALGA del mar cogida en sus orillas es indudablemente de aprovechamiento común; pero no es de aquellos que pertenecen a la Administracción Municipal, pues no es de su esclusiva propiedad, sinó que es de aprovechamiento común en su sentido más lato, es público y corresponde á diferente Administracción que por su clase y la de la costumbre establecida es la de la Marina .

Por otro lado el arrendamiento del ALGA de los días festivos que hace el Párroco de La Guardia al que ofrece mayor  huronía en puja y subasta pública, es de institución antigua, sancionada no sólo por la costumbre sinó por la autoridad competente según documentos que ha visto el Sr. 2º Tte. Alcalde según dice, y está arreglado de tal manera que no hay memoria de que hubiese producido reclamación alguna, en cuyo concepto ni el Ayuntamiento fue competente para tratar de este asunto, ni su estralimitación tiene disculpa, pues aún habiendo considerado al ALGA como de aprovechamiento común de los vecinos, no podía arreglar legalmente su disfrute pues tenía su arreglo anteriormente establecido.

Examínese como se quiera esta cuestión sea en el terreno legal, sea en el de la conveniencia, en ningún concepto se encontrarán razones que justifiquen el despojo acordado por el Ayuntamiento de 1862; ¿estableció reglas aquella Corporación para evitar disfrutar entre vecinos en un aprovechamiento á que tuvieron igual derecho?.

Todo lo contrario. Acuerda la prohibición absoluta en trabajar en dias festivos, invadiendo las atribuciones  del Alcalde para despojar á los arrendatarios de un privilegio de que disfrutaban  sin oposición, y sin fuerzas para sostenerlo Decreta lo contrario, es decir, que todo el vecindario trabajase los dias festivos, invadiendo también las atribuciones del Alcalde, y de la Autoridad Eclesiástica, produciendo conflictos con este motivo  como jamás habían ecsistido.

¿Había peligros que ecsijieron o pudieran cohonestar semejantes  determinaciones?.Se tomaron como con pretesto del bien del público que no las pedía, y para cortar abusos de la Autoridad Eclesiástica, esto no viésese impugnación.

Es principio en concurso de Derecho Administrativo que los Ayuntamientos son meros administradores de los pueblos que están limitados á conservar lo que estos poseen; y si bien pueden y deben reclamar lo que creen les pertenece y cualquiera otra persona  ó Corporación detenta injustamente, deben hacerlo en los Tribunales competentes.

Cualquier otra doctrina que quiera establecerse en contrario para satisfacer deseos injustos de una mayoría, compromete  a estas Corporaciones en acuerdos incompetentes, y es peligrosa.

Por último el Sr. Alcalde corresponde por la Ley  la ejecución de las órdenes, y siendo en el caso presente espresamente comisionado por el Sr. Gobernador para hacer respetar la concesión del Sr. Obispo, a él corresponde la interpretación de la comunicación en que lo Dispone”.

Na sesión do 28 xaneiro 1864 presidida por don Juan Antonio Fernández Lasiote a Corporación aproba como arbitrio municipal cobrar “por los tenderos del alga o estiércol marino y terreno común de vecinos, a razón de 12 céntimos por cada 100 metros cuadrados... 

 

Basea este arbitrio municipal en que “vista la escasez de recursos con que cuenta para cubrir su Presupuesto de Gastos, atendiendo a los diferentes servicios que ecsije el sistema actual de Administracción, el espíritu de la época, y la civilización y cultura de los pueblos, deseando por otra parte disminuir en lo posible el recargo estraordinario sobre los contribuyentes.....

 

O arbitrio estaba calculado para  acadar a suma de 5.000 reais de vellón                               

              

Tamén don Manuel Espino Vázquez, amigo de don Domingo Antonio Español López (dono do que logo sería o Colexio dos PP. Xesuítas e dunha grande parte de terreos na Pasaxe), e o propio Alcalde Fernandez Lasiote (tamén amigo) opóñense (entre outros), a que don Manuel Antonio Candeira y Ledo poida establecerse na Pasaxe como vamos a ver:

 

Na Sesión da Corporación Municipal do 27 outubro 1864, presidida polo Sr. Alcalde don Juan Antonio Fernández Lasiote.

                                                                                                                               

PASAJE DE CAMPOSANCOS. Denuncia del 2º Tte. Alcalde don Domingo Español contra don Manuel Antonio Candeira y  Ledo por invasión de terreno público, en el punto del Pasaje de Camposancos.

 

Ynforme de la Comisión, manifestando que Candeira está en su derecho para usar de las riberas del Miño según costumbre: que se saquen copias del Informe, y Acuerda que recaiga del Ayuntamiento para remitir, una al Sr. Gobernador de la provincia y otra al Sr. Juez de 1ª Ynstancia del partido judicial, por lo que pueda importar á los intereses del Distrito en relación con esta cuestión.

 

El Ayuntamiento enterado, ACORDÓConforme con la Comisión, escepto los Sres. Alcalde (Lasiote), 2º Teniente Español y Regidor Manuel Espino Vazquez que dicen:

 

El Sr. Alcalde que considerando común el terreno en cuestión, según antecedentes que ecsisten en el Ayuntamiento, Candeira, ha cometido un abuso punible, colocando aserraderos, construyendo casetos, y estorbando así el uso público á que está destinado abuso que debe evitarse á todo trance, con las responsabilidades consiguientes: que la Comisión en su concepto se estralimitó haciendo mérito de otros particulares cuyo informe no se pedía”.

 

El Concejal Espino va conforme con el Sr. Alcalde.

 

El Sr. Español dice  que no hay ecsactitud en el informe de la Comisión según el cual aparece como denunciador calumnioso. Se halla por tanto en el deber de justificar su denuncia y pide al Sr. Alcalde que por cuenta de quien haya lugar se haga inmediatamente un reconocimiento pericial del terreno en cuestión.

 

Os preitos contra o Concello e os Candeira por parte de don Domingo Español seguirían durante varios anos chegando ata o Tribunal Supremo de Xustiza, pese ao apoio de personaxes como Manuel Espino, Lasiote e outros amigos e socios de don Domingo Español quen ao final perdeu tódolos preitos cantos produciu, cos conseguintes gastos para o erario público, carente moitos anos de recursos...

 

E co fin de evitar tales preitos (que continuaron como digo no tempo) o primeiro Candeira chegado á Pasaxe de Camposancos cúrase en saúde e solicita a concesión para ocupación de terreo comunal, aínda que don Domingo Español insistía en que eran da súa propiedade....

 

Nesta Sesión  da Corporación Municipal non estaba presidida por Fernández Lasiote senón por don Nicolás Álvarez, un home honesto e político liberal. Presentes: 1º Tte. Alcalde Benito Álvarez; 2º Tte. Alcalde Roque Manuel Trigo: Pedro Lorenzo; Manuel Vicente Portela; Juan Pérez; Francisco González; Felipe Gándara.

 

Faltaron á Sesión sen manifestar o motivo (non se presentaron os amigos e socios de don Domingo Español porque se ía tratar da solicitude de Candeira e había maioría de liberais, entre eles o personaxe do que hoxe escribimos :

 

Juan Antonio Fernández Lasiote; Domingo Antonio Español López; Manuel Espino Vázquez; Juan Manuel Español Santiago; Manuel Álvarez de Romero; Roque Manuel Martínez; Francisco Giraldez; José Benito Puebla.

 

SOLICITUDES – PASAGE DE CAMPOSANCOS. Leyóse una de don Manuel Antonio Candeira y Ledo, vecino de Celeyros, en Distrito Municipal y Partido Judicial de Puenteareas, en la que manifestó que á pesar de la ocupación temporal del terreno común, inmediato á las orillas del Miño, en el punto del Pasaje de Camposancos, con acopios de madera para aserrar, y embarcar para las provincias de Cádiz, Sevilla, Málaga, Murcia y Alicante, no tiene el menor dominio ni es su designio tenerlo sobre aquel terreno. Pide además a la Corporación Municipal se sirva concederle licencia para reunir momentáneamente  y aserrar en aquel terreno común el tablado que pretenda embarcar para dichos puntos.

 

El Ayuntamiento, hallando justa la petición del interesado, acordó acceder á ella con las condicciones siguientes:

 

1ª:-Que no se interrumpa el servicio de ribera ni el uso procomunal.

 

2ª.-Que las escavaciones que haga, las cierre después de concluída la operación.

 

3ª.-Que del camino arriba no se ocupe por ningún pretesto ningún terreno á fin de no impedir el esparcimiento de ganados, ni dar lugar á reclamaciones del vecindario.

 

4ª.-Que se llame al interesado para que se ratifique en la instancia que motiva este acuerdo, y enterarle de estar en condiciones para la providencia que corresponda en caso de faltar á ellas.

 

Pasamos a Sesión do 14 maio 1876, presidida polo Alcalde don José González Baz no que podemos ver os ingresos pola extracción do “estiércol marino” ou ALGA:

 

 

ALGA: Que se incluya  en el tipo de arriendo el alga verde á razón de un real cada carro, y cada caballería un cuartillo de real. Se suprima la condicción 4ª que establecía la libertad  del arbitrio sobre el alga que para el cultivo de sus bienes llevaren los vecinos del Rosal, debiendo pagar toda indistintamente.

 

Que se agregue al tipo el estiercól que salga para fuera del Distrito, y proceda de esta Villa á razón de 4 reales año.

 

6 agosto 1876. Sesión Ordinaria, presidida polo Alcalde Presidente don José González Baz.

 

ARBITRIOS MUNICIPALES. ALGA DE MAR.

El Ayuntamiento en el deseo de evitar las contiendas y reyertas á que dá lugar la exacción del arbitrio sobre carros de ALGA procedente de fuera del Distrito Municipal y especialmente de los del contiguo Distrito del Rosal: teniendo en cuenta que gran parte de los vecinos de la parroquia de Salcidos se aporvechan de los esquilmos y leñas del monte TORROSO perteneciente al Rosal por cuyo Ayuntamiento se impuso el arbitrio de una peseta sobre cada carro, sobre cuya supresión como arbitrio improcedente y perjudicial ofició ya el Sr. Presidente de esta Municipalidad, ACUERDA: Que se declare libre el arrastre del Alga que proceda de los Distritos del Rosal o de Oya, con tal que haya sido extraída y secada en sus puertos.

 

Que se llame al arrendatario don Manuel Espino para arreglar de común acuerdo este asunto de la manera más conveniente á los intereses del pueblo.

 

Que el Sr. Presidente queda autorizado para todas las gestiones necesarias para ultimar este servicio, dándose enseguida cuenta al Ayuntamiento para los asientos y variaciones que procedan en la Contabilidad Municipal.

 

13 agosto 1876. Sesión Ordinaria presidida polo Alcalde don José González Baz.

 

ARBITRIOS MUNICIPALES. ALGA DEL MAR.- El Sr. Persidente dio cuenta al Ayuntamiento del arreglo que en virtud de la autorización que le fue conferida en Sesión de 23 del Corriente, hizo en el arbitrio del ALGA, mediante se declaró libre lo que los vecinos del Rosal lleven de su término ó del de Oya con tan que se haya extraído y secado en dichos puertos. Del citado resulta:

 

1º.-Que don Manuel Espino, arrendatario que era no ha querido continuar el arriendo, con la baja de 89,90 pesetas que por tal concepto se hizo en vista de los datos adquiridos.

 

2º.-Que en tal virtud se encargó de la reacudación don Juan Vicente Español de esta Villa, en la suma de 1.205 reales= 301 pesetas, 25 céntimos á que quedó reducida la de 439,90 pesetas; deducidas de aquella las 89 pesetas 90 céntimos y 48,79 pesetas abonadas por servicio al anterior rematante Espino, según minuciosamente resulta del referido espediente.

 

27 agosto 1876. Sesión Ordinaria presidida polo Alcalde don José González Baz.

 

ARBITRIOS MUNICIPALES. ALGA DE MAR.- Leyóse un Oficio de la Alcadía del Rosal, fecha 20 del corriente en que manifiesta su complacencia por la exención de aquellos vecinos al pago del arbitrio por el ALGA que proceda de fuera de este Distrito, exención acordada por este Ayuntamiento á quien se  ofreció la supresión á la vez del arbitrio allí establecido sobre carros que traigan esquilmos del monte, ó propiedad enclavados en aquel Distrito, oferta á que ahora se niegan á menos que se declare también libre á aquellos vecinos el alga procedente de este Distrito, así como los abonos.

 

El Ayuntamiento que hizo ya todo lo que se le ha propuesto en obsequio á la armonía, ACUERDA sostener el arbitrio tal como se halla establecido, después de la rebaja hecha al Rosal por lo que proceda de los puertos de aquel Distrito ó del de Oya.

 

Atendiendo asimismo á la crítica situación de la Hacienda Municipal, ACUERDA igualmente crear un nuevo arbitrio de 1 peseta por carro de esquilmo ó tierra y más aprovechamientos de las Junqueras ó Riveras del Miño, incluso el Torroeiro: 1 real cada caballería y 1 cuartillo de real cada cesto, que de aquellos  terrenos extraigan los vecinos del Rosal.

 

Este arbitrio empezará á recaudarse tan pronto merezca la aprobación de la Junta Municipal.

 

ACUERDA tambien la Corporación prohibir en dichos terrenos la corta con hazada, bajo la multa de 5 á 25 pesetas, conforme al art. 72 de la Ley Municipal.

 

Seguiremos con estes temas porque son moi interesantes para poder saber algo da nosa historia.

 

Podemos afirmar que don Manuel Espino Vázquez non foi o creador do Barrio Alto de O Pasaxe de Camposancos PORQUE xa estaba creado e consolidado, outra cousa é que este quixera resaltar o seu ego persoal, asunto do que non entramos. O propio Concello como xa se demostrou recrimina a Espino tal feito.   

                     

 

(1)   ACORDO DO 6 DE NOVEMBRO de 1862:

 

6 novembro 1862.- Sesión Ordinaria presidida por el Sr. Alcalde Presidente don Juan Troncoso. Presentes: 1er. Tte Alcalde don José María Lomba. Regidores-Concejales: Francisco Pérez; Juan Portela; Santiago Alvarez; Joaquin Angel; Nicolás Giráldez, Justo Valdivieso.

 

El Sr. Procurador Síndico don Joaquin Angel presentó al Cuerpo Municipal la siguiente

 

MOCIÓN: Hay en este Distrito más de treinta familias que viven del aprovechamiento común de recoger día y noche el alga ó estiercol marino, llamado vulgarmente argazo, único recurso casi con que cuenta la agricultura para fertilizar sus tierras de labor en un país donde tan escasos son los montes y los ganados.

 

El atacar á la libertad de aquella industria es atacar á la subsistencia de 1.400 personas y á la producción agrícola de que tanto debe cuidar el Municipio, á cuyo celo entregó el vecindario el cuidado de los intereses procomunales.

 

En el tiempo en que el culto se hallaba indotado, se echó mano del arbitrio de arrendar aquellas estracciones todos los días de fiesta entera y media desde el ponerse el sol de víspera hasta la salida del siguiente al de aquella, cosa que no solo tiene ocasionado mil pendencias, principalmente en el presente año, sino que causa el escándalo de ver gran número de gentes trabajando en el día del santísimo Corpus Cristi, el Jueves Santo y en todas las grandes festividades.

 

 Y si este abuso pudo haberse tolerado cuando la Yglesia se hallaba sin recursos, sería un crimen el consentirlo hoy que se halla decorosamente dotada por el Estado, y asistida por las numerosas limosnas de estos tan devotos y cristianos fieles.

 

Nota: este apartado anterior non ten desperdicio.......

 

Este abuso por otra parte no ha podido convertirse en delictivo, porque si tal hubiese sucedido, de el se hubieran incautado las oficinas de propiedades de la Nación y no se ha hecho.

 

Según el nº 2º del art, 80 de la Ley Municipal, es atribución del Ayuntamiento arreglar por medio de acuerdos, conformándose con las leyes y reglamentos el disfrute de los pastos, aguas y demás aprovechanientos comunes, en donde no haya un régimen especial autorizado competentemente y no habiéndolo aquí, el Síndico pide a la Corporación se sirva acordar:

 

1º.-Que todos los vecinos en cualquier hora del día y de la noche  pueden recoger  libremente el argazo, á no ser en los días de fiesta entera de doce  á doce de la noche que es el astronómico, y que esta escepción se hace solo porque nuestra Santa madre la Yglesia manda no trabajar sin necesidad  en ellos.

 

2º.-Que este acuerdo se publique por medio de Edictos en las parroquias del Distrito para que llegue á conocimiento de todos los habitantes que tengan derecho á los aprovechamientos comunes.

 

El Ayuntamiento, después de la mas amplia y detenida discusión, Aprobó por mayoría la Proposición, si bien está disintiendo de la opinión de aquella el 1er. Tte Alcalde don José Manuel Lomba, como arrendatario de dicho aprovechamiento en los puertos de Fedorento y Agudela; y además los Concejales don Francisco Pérez y don Justo Valdivieso,

 

Acordó asimismo la Municipalidad se publiquen desde luego los correspondientes Edictos, de manera que el pueblo tenga conocimiento de este acuerdo antes del domingo prócsimo.

      

José A. Uris Guisantes